Afirmacion del día

lunes, 3 de marzo de 2014

Kabbalah ~ Los 72 Nombres de Dios (Parte 2) + Sonidos Sanadores


Seguimos con el significado de los 72 nombres:

37 - El cuadro completo


Cuando queremos comprender qué es realmente la vida, estas letras nos dan el cuadro completo, el cual siempre incluye las bendiciones que están ocultas en los obstáculos y retos a los que nos enfrentamos.

Es fácil atorarse en los detalles de la vida y perder el cuadro completo. Realizamos acciones sin considerar sus consecuencias futuras. Pero así como la manzana está contenida en la semilla, cada efecto que se materializa en nuestras vidas tiene su origen en una acción previa realizada por nosotros.

Ver el cuadro completo significa aprender a convertirnos en los creadores de nuestra propia satisfacción: darnos cuenta de que la Luz es la fuente de toda alegría, y no conformarnos con menos. Significa comprender el propósito detrás de un problema y la Luz potencial que nos espera cuando confrontamos nuestros problemas de manera proactiva.

Meditación
Este Nombre eleva nuestra conciencia sobre los efectos que a largo plazo tienen todas nuestras acciones. Vemos el cuadro completo de los retos espirituales en todo momento, antes de que puedan convertirse en el fundamento del caos y de la crisis.

38 - Sistema de circuitos


El constante deseo de recibir sólo para sí mismo crea una fosa sin fondo, un agujero negro que finalmente nos deja en la oscuridad. El lado oscuro de nuestra naturaleza nos dice que cuando compartimos le estamos haciendo un favor a otros. Nuestro ego nos hace inconscientes del hecho de que recibimos cuando damos algo a otros.

Podemos apoderarnos egoísta y ambiciosamente de todo lo que la vida ofrece, o podemos apreciar lo que recibimos y, de ello, compartir una porción con otros. Recibir para compartir crea un circuito, un flujo constante de buena fortuna en nuestras vidas.

El secreto detrás de compartir se encuentra en el valor numérico de este Nombre de Dios en particular: 118, exactamente el mismo valor numérico de la palabra hebrea que significa: "tomará".
Cuando compartimos, en realidad estamos tomando y recibiendo bendiciones a cambio. Pero si compartimos con una conciencia de que estamos "renunciando a algo" o "haciéndole un favor a alguien", se rompe el circuito. Igual que la Luz atrapada en un agujero negro, las bendiciones que nos corresponderían son incapaces de alcanzarnos.

Meditación
Este Nombre nos ayuda a recibir cuando compartimos y a compartir cuando recibimos. Vemos la oportunidad que da el compartir y estamos concientes de que cuando recibimos con la actitud correcta, también estamos compartiendo. Este es el sistema de circuitos de la vida. Conectémonos a él, salgamos del agujero negro y entremos a la Luz.

39 - Diamante en bruto


Los diamantes son la forma cristalina del carbono. La presión a la que se somete un pedazo de carbón durante millones de años lo convierte en una piedra preciosa. De la misma manera, todos los problemas de la vida pueden transformarse en brillantes oportunidades. Con este Nombre esto no tiene que tomar millones de años.

En el momento que cambiamos nuestra conciencia y reconocemos el valor espiritual oculto dentro de las dificultades que enfrentamos, se crea un nuevo y fulgurante diamante. Entre más grandes son nuestros obstáculos, más resplandeciente es el diamante que creamos.

La Kabbalah enseña que este Nombre es la herramienta espiritual secreta utilizada por Moisés para traer el maná del cielo, cuando los israelitas sufrían hambre en el desierto. El maná podría tener cualquier sabor que la persona deseara. Mediante este Nombre nosotros obtenemos el poder para cambiar la oscuridad en Luz, y los agobios en bendiciones. Tenemos la posibilidad de transformar todas nuestras circunstancias en fuentes de alegría y satisfacción.

Pero nuestra propia conciencia influye directamente en nuestra realidad. Si nuestra cabeza está llena de negatividad, si estamos absortos en nosotros mismos o nos sentimos víctimas por un problema, el pedazo de carbón continuará siendo un simple pedazo de carbón. Incluso, los diamantes que poseemos inevitablemente se nos escaparán de entre los dedos y se perderán, hasta que elevemos nuestra conciencia.

Meditación
Con este Nombre lograremos la transformación completa de las situaciones negativas en oportunidades positivas y bendiciones. El maná nos llueve del cielo. La vida comienza a tener cualquier sabor que nuestra alma desee o imagine.

40 - Hablar con las palabras correctas


Las palabras tienen poder, pueden herir a otros, pero también pueden impregnarnos con bendiciones y transformar nuestra realidad. Encienden fuerzas espirituales que influyen en los eventos y circunstancias de nuestras vidas. Por ejemplo: el chismorreo difamatorio incrementa en nuestro mundo las enfermedades.

Difamar a una persona inflige daño físico y espiritual a la víctima y también a la persona que produce las palabras difamatorias. Sin embargo, debido al libre albedrío, estas verdades se encuentran ocultas a nuestras mentes racionales por lo estrecho del pensamiento egoísta, que no es innato y se opone a cualquier cuestión metafísica.

Nuestras palabras emergen de nuestro ego o de la Luz. Cuando permitimos que la Luz hable en nuestro nombre, nuestro discurso llena a otros de esperanza, bendiciones, amor e inspiración.
Venimos a este mundo con una cantidad predeterminada de palabras negativas que se nos permite pronunciar. Cuando esta cantidad se agota, la muerte nos vence.

Meditación
Silenciemos nuestro ego. Pulsemos el botón de silencio. Ahora invoquemos a la Luz para que hable en nuestro nombre, en todas las ocasiones, de manera que cada palabra eleve nuestra alma y toda la existencia.

41 - Autoestima


En lugar de entregar nuestro destino a: rabinos, sacerdotes, curanderos, médicos, abogados u otro tipo de asesores, los 72 Nombres, y este Nombre en particular, nos dan el poder para establecer nuestra propia conexión con la Luz y así resolver nuestros problemas.

Cuando se crearon las almas de la humanidad, éstas heredaron el ADN de su Creador. De acuerdo con los sabios, este gen de Dios permanece dormido en nuestra alma hasta que lo activamos mediante la tecnología de la Kabbalah. Entonces, se libera en una proporción directa a nuestra transformación personal y a la ascensión que hayamos logrado en la escalera espiritual.

Al final, tenemos el poder de resolver todos nuestros problemas. En verdad, Dios no responde a nuestras plegarias, nosotros lo hacemos.

Mientras crecemos, nos transformamos, nos elevamos y evolucionamos espiritualmente al confrontar nuestro propio caos directamente, no evadiendo mediante el escapismo o la falsa espiritualidad, nuestra propia chispa de divinidad y piedad destella con un brillo que se incrementa permanentemente. Está en nosotros. Siempre lo ha estado.

Meditación
Con la energía divina que contiene esta secuencia de letras, estamos conectados con el poder de los antiguos grandes sacerdotes del Templo de Jerusalem, para curar y establecer el bienestar en todas las áreas de la vida.

42 - Revelar lo oculto


El ego distorsiona la realidad de tal manera que solamente vemos lo que él quiere que veamos. Este Nombre acaba con lo estrecho de nuestra visión y detiene las alucinaciones, de tal manera que logramos percibir la verdad en nuestras circunstancias cotidianas y ver las cosas como son realmente.

La Kabbalah enseña que el ocultamiento siempre precede a la revelación. La Luz genuina del Creador y las verdades más importantes de la vida también se encuentran primero ocultas antes de ser reveladas. Depende de nuestro esfuerzo el revelar estas verdades, para restablecer la Luz en el mundo y así abolir eternamente del panorama de la existencia humana el dolor y el sufrimiento, el engaño y el odio.

Meditación
Ponemos de manifiesto los poderes de observación para ver la verdad, y el valor para afrontarla.

43 - Desafiar la gravedad


Nuestro verdadero destino es el control de toda la realidad a través de la fuerza de nuestra imaginación, con el poder de nuestros pensamientos guiados por la Luz que se encuentra dentro de nuestras almas.

Todos fantaseamos acerca de tener el poder de la mente sobre la materia. Pero de acuerdo con la Kabbalah ya lo tenemos, y lo utilizamos a diario sin ni siquiera darnos cuenta. El problema es que el 99% de nuestros pensamientos y de nuestra conciencia es controlado por el ego. Nuestros pensamientos negativos influyen en detrimento de la realidad física. Todos los problemas del mundo son el resultado de nuestra conciencia negativa y egocéntrica. El pesimismo, las dudas y el cinismo se convierten en profesias que llegan a cumplirse.

Es irónico el hecho de que nuestra habilidad innata de tener el poder de la mente sobre la materia se encuentra oculta de nosotros únicamente porque no creemos que sea verdadera.

Si permitimos que los deseos del ego guíen nuestra existencia, por siempre seremos prisioneros y súbditos de la materia física y no podremos ir más allá de eso, lo cual no es muy lejos. Debemos ver más allá de las ilusiones, tenemos que desenmascarar a los participantes en el baile de disfraces.

Si permitimos que los anhelos auténticos de nuestras almas se conviertan en la primera fuerza motivadora en la vida, en oposición a las tentaciones ilusorias del mundo material, la mente sobre la materia se convertirá en nuestra nueva realidad. Esto lo lograremos mediante el rechazo continuo de una conducta egocéntrica, así ganaremos la capacidad para que la mente controle de manera absoluta el mundo material, de una manera positiva, constructiva y milagrosa.

Meditación
Liberamos el poder de la mente sobre la materia, del alma sobre el ego y de lo espiritual sobre lo físico. La meta no consiste en renunciar al mundo material, sino en eliminar el control que éste ejerce sobre nosotros, para que nos convirtamos en los auténticos capitanes de nuestro propio destino. Todo se vuelve posible.

44 - Suavizar los juicios


Cada palabra que decimos, cada acto que realizamos, es un bumerang que lanzamos al Cosmos. Inevitablemente, todos estos miles de millones de bumeranes vuelven a nuestras vidas, tanto los positivos como los negativos. Este Nombre nos ayuda a agacharnos cuando los bumeranes negativos se abalanzan sobre nosotros.

Aunque no estemos conscientes de ello, cualquier pensamiento negativo, incluso si parece irrelevante, hace que las fuerzas destructivas entren en el juego. Siempre que hablamos de una manera poco civilizada o grosera, siempre que hacemos trampa o mentimos, robamos, insultamos o dañamos a otras personas, creamos una fuerza de juicio. Estas fuerzas negativas son la causa invisible detrás de todas las cosas que simplemente resultan ir mal en nuestras vidas. Puede tomar minutos, meses, o incluso años, pero finalmente debemos confrontar las consecuencias de nuestros actos reactivos.

En este momento hay obstáculos presentes en nuestras vidas debido a la fuerza llamada juicio, y los juicios nos sobreviven en el grado en que nosotros infligimos juicios sobre otras personas. Pero la Kabbalah enseña que nuestras propias palabras no pueden servir como una acusación en nuestra contra. No podemos decretar un juicio sobre nuestro propio ser.

La vida está hábilmente arreglada de manera tal que constantemente conocemos y ofrecemos amistad a personas que cometen errores y pecados similares a los nuestros. Cuando los juzgamos, nuestro propio destino queda sellado en ese mismo momento.

Pero supongamos que pudiésemos refrenarnos para no juzgar a los amigos, a la familia y a los indignos enemigos. Si esto fuera posible, los juicios contra nosotros nunca podrían darse.

Meditación
A través de la meditación sobre esta secuencia y con genuina penitencia en nuestro corazón, aminoramos o hasta revocamos los juicios establecidos en nuestra contra. Y tomemos un tiempo extra largo para ofrecer indulgencia y compasión a otros, para que estas cualidades piadosas nos sean devueltas en una proporción igual.

45 - El poder de la prosperidad


Cuando queremos lograr el verdadero éxito, sin ningún desagradable efecto secundario, debemos reconocer que toda buena fortuna se origina en la Luz del Creador. Si creemos que somos los únicos arquitectos de nuestro éxito, los verdaderos creadores de nuestra prosperidad, estamos adorando al ego y pasando por alto el poder de la Luz.

Eso significa que hemos estado obteniendo nuestro sustento financiero del sistema reactivo de la naturaleza humana. Hemos estado dando al ego el control sobre nuestra vida. El ego tiene el poder de traer ganancias financieras y placer material, pero a un gran costo para el comprador.

Cada vez que adquirimos un activo valuado y tasado por nuestro ego, entregamos a cambio un activo atesorado y querido de nuestra alma. Éstas son las únicas transacciones de negocios reales que importan en la vida.

Con este Nombre atraemos buena fortuna de la Luz, a través de nuestra alma, no de nuestro ego.

Meditación
Reconozcamos que la Luz del Creador es la fuente definitiva de toda prosperidad y bienestar. Ahora convoquemos las fuerzas de la prosperidad y del sustento, y pidamos fortaleza para mantener nuestro ego bajo control cuando los cheques empiecen a llegar.

46 - Certeza absoluta


Hay una sola manera de hacer que todas las herramientas y el poder se vuelvan inútiles y sin valor alguno. Se le denomina: incertidumbre. Si inyectamos duda a cualquier aspecto de las enseñanzas, literalmente las desconectamos y las apagamos.

Recordemos que la certeza no es sólo confianza en que obtendremos lo que queremos. Certeza significa reconocer que ya estamos obteniendo lo que necesitamos para el crecimiento espiritual.

Es verdad que cuando la adversidad ataca, las dudas comienzan a surgir en nuestras mentes. Tenemos incertidumbre con respecto a la realidad del Creador. Cuestionamos la justicia en el Universo. Tememos al futuro. Apuntamos nuestro índice acusador a otros o hacia el cielo. Pero cuando invocamos el poder de la certeza, todas estas sensaciones negativas se desvanecen como la niebla cubriendo una montaña inmutable.
En cada área de la vida, la duración del caos y del dolor siempre es directamente proporcional a nuestro propio grado de incertidumbre y falta de responsabilidad.

Meditación
Certeza, certidumbre, convicción, seguridad, confianza. Todos estos conceptos llenan nuestro corazón mediante la meditación sobre este Nombre.

47 - Transformación global


La paz del mundo comienza dentro del individuo. Antes de que podamos cambiar la condición humana, debemos cambiar nosotros mismos. Es fácil hacer campaña por la defensa de una causa. Es mucho más difícil vernos en el espejo y comenzar el trabajo de transformación interna.

Si un mendigo necesita cinco dólares y un transeúnte tiene sólo cinco centavos, este último no puede satisfacer las necesidades del mendigo. Podemos compartir sólo lo que poseemos. Antes que podamos embarcarnos en una misión para cambiar al mundo, debemos transformarnos a nosotros mismos, cambiar nuestro modo de ser y obtener verdadera dicha y satisfacción en nuestras propias vidas.

Si existe alguna duda, por pequeña que sea, de que nuestro ser necesita de más corrección, tengamos en mente esta dura verdad kabbalística: eso que nuestros ojos observan en el mundo externo, toda la maldad y perversidad, no es más que un espejo que refleja los restos de maldad que yacen ocultos y sin detectar en nuestros corazones.

Meditación
Reflexionemos acerca de la verdad espiritual de que la paz del mundo comienza con la paz en nuestro propio corazón. Con este Nombre aceleraremos nuestra propia transformación y fortaleceremos las fuerzas de la paz alrededor del mundo.

48 - Unidad


En lugar de tratar de estar en lo correcto, debemos reconocer que hay una verdad más elevada: la unidad. Necesitamos buscar la armonía con nuestros oponentes, no porque esto sea una conducta moralmente correcta, sino porque la unidad nos trae Luz espiritual duradera. Esto sirve a nuestros mejores intereses.
Dos personas pueden tener opiniones opuestas y puntos de vista conflictivos, sin embargo ambos pueden tener razón. La enemistad y la amargura aparecen cuando la gente responde reactivamente unos a otros, con intolerancia con respecto al punto de vista del otro.

La espiritualidad verdadera no toma en consideración los conceptos vagos de correcto e incorrecto. Aspira a una verdad más elevada: la noción de unidad, sensibilidad y tolerancia respecto a otros puntos de vista.
Es sólo el ego el que se ocupa de estar o no equivocado. La única preocupación del alma es la unidad, ya que la unidad engendra paz y felicidad.

Cuando tratamos con dignidad los puntos de vista de los demás, especialmente cuando es dolorosamente difícil hacerlo, con frecuencia descubrimos una nueva idea que trae bendiciones a nuestra propia vida. Este sagrado Nombre debe ser usado cuando nos veamos atorados por nuestra manera de ser, aferrándonos a nuestras opiniones sostenidas por largo tiempo e hirviendo por causa de la ira y la frustración a causa de las ideas y creencias de otros.

Meditación
Por medio de estas letras pasamos la verdadera prueba de carácter espiritual. Podemos ver todos los lados de los problemas que se nos presentan. Nos enfocamos en la unidad y en el alma, en oposición a la división de uno mismo.

49 - Felicidad


Muchas veces confundimos el placer temporal con la felicidad duradera, debido a que las trampas del mundo físico son muy seductoras y potentes. Cuando somos capaces de distinguir entre ambos, encontramos la felicidad verdadera. El placer está normalmente asociado con deseos egocéntricos, mientras que la felicidad está vinculada a los anhelos del alma.

Por lo general, nuestros deseos emergen del lado egoísta de nuestra naturaleza. Lo que codiciamos no es necesariamente lo que nos traerá satisfacción duradera. La felicidad nos elude cuando perseguimos lo que queremos, en lugar de lo que necesitamos. Nuestros deseos y apetitos generalmente nos traen mala fortuna y desorden, luego de que el placer inicial y la gratificación se han disipado.

Encontramos la felicidad verdadera cuando pasamos nuestras vidas trascendiendo nuestros impulsos basados en el ego, para así perseguir con determinación lo que nuestras almas necesitan para transformarse y elevarse. Cuando estamos ocupados haciendo lo que vinimos a hacer en la Tierra, en términos de trabajo espiritual, encontramos satisfacción profunda a cada paso del camino.

Meditación
Encontramos la fuerza para refrenar los anhelos egoístas. A través de este Nombre pedimos lo que realmente nuestra alma necesita, no lo que nuestro ego quiere. Sentimos un profundo agradecimiento por cualquier cosa que la vida nos depare. Esto nos trae felicidad en el más profundo sentido.

50 - Bastante nunca es suficiente


Hacemos concesiones en la vida. Nos conformamos con menos. Nos vendemos tan pronto como experimentamos algo de disfrute y terminamos vendiéndonos muy barato. Este Nombre es acerca de agarrar la enchilada entera.

Existen dos realidades: la oscuridad y la Luz. Podemos estar en una o en otra. Pero tendemos a perder el tiempo en las grises. Cuando alcanzamos un poco de Luz en nuestras vidas, tendemos a excusar a la poca oscuridad a la que todavía mimamos. Pero vinimos aquí para obtenerlo todo. La meta es borrar toda la oscuridad y complacernos en la Luz absoluta.

Nos gusta creer que somos grandes pensadores. Pero en verdad, pensamos en pequeño. No importa si tenemos miles de millones de dólares en nuestras cuentas bancarias, o si dirigimos una de esas 500 compañías que aparecen en la revista Fortune, o si dirigimos un país entero, para el caso es lo mismo.
Pensar en grande significa buscarlo todo, la felicidad permanente, la grandeza espiritual, el gozo eterno, nuestra verdadera alma gemela, la inmortalidad, la paz en la Tierra para siempre, y dejar atrás todo aquello que evita que alcancemos esa tierra prometida. Cincuenta mil millones de dólares palidecen en comparación con una satisfacción interminable y una existencia llena de alegría.

Si no creemos genuinamente en que estas son metas alcanzables y nuestro destino, entonces nunca podremos decirle a nadie que sabemos como pensar en grande. Ya que el ego, el lado oscuro de la naturaleza humana, nos engañó para que pensemos en pequeño. Todo es posible. Cuando lo creamos, lo veremos.

Meditación
Nuestros ojos y nuestro corazón permanecen enfocados en la meta final en todo momento. Despertamos la persistencia y la pasión para nunca (y eso significa nunca) conformarnos con menos.

51 - Sin culpa


El arrepentimiento purifica, cancela los juicios y anula las sentencias de muerte decretadas en contra nuestra en el Mundo Superior.

El concepto de arrepentimiento es muy mal comprendido, no tiene nada que ver con sentirse culpable o con miedo. El arrepentimiento es acerca de reparar malas acciones anteriores al sentir el dolor que hemos causado a otros y el abolir el verdadero rasgo negativo responsable de su herida.

Por medio del poder del arrepentimiento nuestras almas viajan al preciso momento previo a nuestra infracción espiritual. El daño es entonces deshecho, siempre y cuando hayamos meditado con profundo remordimiento para erradicar el rasgo de carácter que originalmente indujo nuestra ofensa.

La Kabbalah dice que no hay víctimas. La persona que fue herida por nuestra mala acción sufrió las consecuencias de este acto negativo como resultado de una mala acción que él o ella cometió en un tiempo anterior.

Nuestro propio dolor y arrepentimiento no son el resultado de haber lastimado a una víctima inocente. En lugar de eso, nuestro arrepentimiento tiene su origen en que fuimos elegidos como los "ejecutores" de la sentencia, los que entregan un juicio que ya se había decretado contra esa persona. Y el dolor que aceptamos asumir es utilizado para limpiar el rasgo desagradable que nos llevó a hacer de mensajeros por el mal hecho en primer lugar. Una persona que es espiritualmente pura y recta nunca será elegida para que ejecute un juicio en contra de un ser humano.

Meditación
Recordamos cualquier acto negativo de nuestro pasado. Reflexionamos sobre algunos de nuestros rasgos más desagradables. Sentimos el dolor de las personas a las que hemos lastimado. Pedimos a la Luz que erradique todos nuestros rasgos negativos. La fuerza denominada arrepentimiento repara espiritualmente nuestros pecados del pasado y disminuye el lado oscuro de nuestra naturaleza.

52 - Pasión


Para encender verdaderamente el poder de la oración, primero necesitamos un fuego ardiendo en nuestros corazones.

Se cuenta una historia sobre un anciano que no podía leer ni escribir. Él quería desesperadamente ofrendar una plegaria de gratitud de un libro sagrado de oraciones del Creador, pero no podía leer las palabras en la página. Sin embargo, su deseo de conectarse con su Creador era grande, así que comenzó a recitar el alfabeto. Rogó al Creador para que organizara las letras en las secuencias correctas, para formar las palabras de la oración.

Un transeúnte estrictamente religioso escuchó al anciano recitar el alfabeto. Se rió de la tontería del rezo del hombre, y en ese momento las puertas del cielo se cerraron para siempre a las oraciones del hombre religioso. De hecho, los ángeles bailaban de gozo mientras el rezo simple y sincero del anciano ascendía al Mundo Superior. El anciano había iluminado el cielo con los deseos de su corazón.

Meditación
Este Nombre aviva el fuego de la pasión en nuestro corazón y nuestra alma. Estas letras nos dan el poder para mantener sinceridad, devoción y conciencia correcta en nuestros rezos, nuestras meditaciones y nuestras conexiones espirituales.

53 - Sin intenciones ocultas


Algunas veces nos sentimos decepcionados por personas a las que hemos brindado nuestra amistad; con frecuencia nos desilusionamos por circunstancias en las cuales damos mucho de nosotros mismos. Esto ocurre cuando nuestras acciones positivas estuvieron condicionadas a recibir algún beneficio más adelante.
Frecuentemente damos nuestra amistad a otros o les hacemos favores teniendo en mente alguna intención oculta. La amistad que ofrecemos usualmente es condicional, y a veces ni siquiera nos damos cuenta de ello. Queremos algo a cambio. Puede ser reconocimiento social, un préstamo, o algún favor que tal vez en el futuro quisiéramos pedir.

Usualmente nuestras acciones de compartir llevan consigo ciertos cabos atados. Por ejemplo, el nombre de un benefactor es grabado en una placa y se fija en la pared de una recepción. Se ofrece una cena en honor a un benefactor. Se nombra el ala de un hospital con el nombre de un contribuyente caritativo. En Kabbalah esto no es considerado como compartir incondicionalmente. El compartir verdaderamente no conlleva nombres, de manera tal que ni el donador ni donatario tienen idea de quién es el otro. El donante da y punto. Las personas que dan derivan placer a partir del acto anónimo e incondicional del puro compartir, sin esperar nada a cambio, y es entonces cuando reciben todo.

Cuando damos amor incondicional y realizamos acciones genuinas de compartir, el gozo viene del hecho de que damos, no de lo que deseamos obtener a cambio.

Meditación
Las motivaciones de interés personal, los motivos ulteriores y las intenciones ocultas se substituyen por actos puros de amistad, amor incondicional y de dar. A cambio, se verán atraídos a nuestra vida amigos verdaderos y amorosos, la alegría y la satisfacción.

54 - La muerte de la muerte


El poder de la muerte no está limitado al cuerpo físico. El final de una amistad, el fracaso de un negocio, la disolución de un matrimonio, son todas expresiones de la muerte. Cuando las cosas buenas están en peligro de acabarse, este Nombre ahuyenta a la muerte.

No nos equivoquemos: el ángel de la muerte es el causante de que se termine todo tipo de cosas buenas. Atacando a la muerte en el nivel más fundamental, prevenimos muchas de las fatalidades que nos golpean. Estas letras son armas poderosas para realizar dicho ataque.

Cada vez que un par de ojos observan este Nombre, el poder del ángel de la muerte es debilitado en todo el mundo, hasta que, finalmente, tenga lugar "la muerte de la muerte" y reine la inmortalidad.

Meditación
Meditemos con total convicción y certeza sobre la absoluta defunción del ángel de la muerte, de una vez y por todas.

55 - Del pensamiento a la acción


Típicamente, debido a nuestra propia inactividad, metas respetables y sueños audaces nunca se materializan. Postergamos las cosas. Perdemos nuestra pasión, o simplemente nos damos por vencidos. Nuestras mejores ideas permanecen como esperanzas nunca realizadas. Nuestros pensamientos nunca se hacen realidad. La Kabbalah es una explicación para esto.

Nuestros sueños y aspiraciones están radicados en la pureza del Mundo Superior. Pero nuestras acciones tienen lugar aquí, en la dimensión material, donde una aparentemente infinita variedad de impedimentos nos pueden estorbar. Todo, desde dudas y miedos hasta los pagos de la hipoteca y las deudas de la tarjeta de crédito. Con frecuencia nos vemos inspirados por pensamientos brillantes, ideas innovadoras y metas elevadas, pero tenemos que hacerles seguimiento y "cerrar el trato". Si esto no sucede, si nuestras intenciones no se manifiestan, estamos ante una clara señal de que hemos perdido la conexión con el Mundo Superior.

Meditación
Ahora estamos reconectando y reuniendo a los Mundo Superior e Inferior por medio del poder de este Nombre. Al juntar estos dos reinos, encontramos valor y compromiso para lograr nuestras metas y realizar nuestros sueños. Nuestros pensamientos se convierten en realidad. Nuestras mejores ideas se transforman en acción, y en consecuencia, en resultados concretos.

56 - Desvanecer la ira


Puedes decir que has sido un adorador de ídolos, pero la palabra ídolo se refiere a más que solo estatuas de leones o toros. Un ídolo es un objeto, una persona o una situación que domina tu conducta. La cólera es signo de que te hallas en actitud de adorar ídolos.

Hasta cierto grado, todos somos susceptibles a adorar ídolos, ya sea a través de la búsqueda de fama o a través de la veneración de la riqueza y el poder. Reverenciamos imágenes, especialmente la imagen de nosotros mismos que sentimos debemos proyectar a los demás.

Según la Kabbalah, la ira es la forma más evidente en que se manifiesta la idolatría. Algo externo está controlando nuestras emociones y reacciones.

Cuando una computadora falla y se pierden nuestros archivos importantes, y estallamos de ira, hacemos reverencia ante un ídolo de silicio. Cuando un auto se descompone dejándonos en la carretera y vociferamos con ira, estamos adorando a un dios metálico. Cuando perdemos la paciencia con nuestro cónyuge o con los niños y les provocamos un dolor indebido, estamos adorando a un ídolo de oscuridad.

Cuando nos hacemos devotos de los ídolos y permitimos que las situaciones externas u otras personas instiguen ira y furia en nosotros, cortamos nuestra conexión con la Luz. Esto es un error grave, ya que la Luz es la verdadera fuente de satisfacción de nuestros deseos más profundos.

Meditación
Removemos la fascinación y el poder de los ídolos que controlan al mundo invocando el poder de este Nombre. La ira es purgada de nuestro corazón. Nuestra felicidad y paz mental se generan desde el interior.

57 - Escuchar a tu alma


Cada uno de nosotros tiene una misión personal, una meta espiritual que debemos alcanzar en esta vida. Pero las interferencias del mundo material constantemente nos desvían. Si escuchamos con verdadero cuidado, nuestras almas nos dirigirán a nuestro propósito, donde necesitamos estar.

Antes de la Creación, todas las almas de la humanidad estaban unidas en una sola alma unificada. Esta alma se dividió en innumerables chispas, trayendo a la existencia todas las almas individuales que estaban destinadas a recorrer esta tierra. Esto nos incluye a cada uno de nosotros. Cada chispa de alma debe lograr su propia transformación individual y propósito espiritual antes de que la bendita unión de una sola alma pueda ser restaurada.

En los negocios, en nuestras relaciones y en nuestra propia conexión con el Creador, hay objetivos espirituales específicos que tienen que ser alcanzados a fin de traer paz y alegría a nosotros y al mundo.
Pero el mundo ha fallado en encontrar su camino espiritual y su destino final, porque el clamor del ego ahoga el llamado de nuestra alma. El ego constantemente nos da la dirección equivocada, las instrucciones incorrectas. Terminamos en barrios peligrosos y en callejones sin salida en nuestra búsqueda de ambiciones sin sentido y metas materialistas vacías.

Meditación
Los susurros de nuestra alma y el consejo divino de la Luz son escuchados fuertes y claros. Sabemos lo que tenemos que hacer. Estamos dispuestos y preparados para hacer lo necesario para lograrlo.

58 - Dejar ir, soltarse


A menudo es difícil desprendernos del ayer. Nos volvemos prisioneros de nuestro pasado. No podemos avanzar. No podemos superar lamentos pasados ni traumas anteriores. Pero aquí recibimos el coraje para desprendernos.

Nuestra naturaleza es aferrarnos a nuestro dolor y sufrimiento. Cuando la felicidad o la esperanza de un milagro se nos presenta, nuestra primera inclinación es decir: "Es demasiado bueno para ser cierto". Esta clase de conciencia es lo que impide que los milagros y un futuro lleno de dicha se materialicen en nuestras vidas. No podemos tener un futuro satisfactorio y milagroso si nos aferramos a un pasado infeliz y desaseado. No se necesita decir más.

Meditación
Nos desprendemos. De todo. Punto

59 - Cordón umbilical


Cuando experimentamos momentos de tristeza, brotes de enojo, ataques de depresión, o cuando cometemos actos de intolerancia o insensibilidad, el resplandor divino instantáneamente se retira, dejándonos en la oscuridad espiritual. Desafortunadamente, en el caos de nuestra vida diaria, la "lista de ropa sucia" mencionada antes, forzosamente ha de aparecer.

Cuando cometemos una acción negativa, la Luz instantáneamente abandona nuestra presencia. Nos esforzamos inútilmente en la oscuridad. Puede que no detectemos este efecto con nuestros cinco sentidos, pero lo experimentamos internamente y a través de los eventos en nuestras vidas.

Nuestra conciencia se vuelve negativa, nuestro estado mental se torna sombrío y pesimista. Las situaciones a nuestro alrededor giran hacia la oscuridad. Sabemos que necesitamos abandonar el lugar rápidamente, pero no vemos una salida. Estamos solos, atrapados, al fondo de un foso de serpientes, y las serpientes se acercan con rapidez.

La buena noticia es que hay una herramienta que puede evitar que cortemos completamente el cordón dador de vida, que nos conecta con la Luz. Este Nombre divino es esa herramienta.

Meditación
Establecemos un cordón umbilical con la energía divina, asegurando un constante resplandor de la Luz en nuestra vida, especialmente para esos momentos cuando terminamos en un lugar de total oscuridad.

60 - Libertad


A medida que empezamos a transformar nuestras vidas y experimentamos satisfacción verdadera, somos puestos a prueba una y otra vez. En cada prueba nuestro ego nos inyecta duda. El optimismo y entusiasmo que sentimos al inicio de nuestro recorrido se esfuma, empezamos a quejarnos, el ego regresa.
Como esclavos e hijos de esclavos, la gente de Israel estuvo en cautiverio en Egipto por 400 años. Entonces vino Moisés. Enviado por el Creador, ganó la libertad para su gente. Entonces los guió por un viaje largo y arduo, incluyendo el famoso pasaje a través del Mar Rojo. Finalmente llegaron al Monte Sinaí, donde tenían una cita con el destino.

Extrañamente, los israelitas empezaron a quejarse tan pronto como escaparon de la esclavitud, al punto de rogarle a Moisés que los llevara de vuelta a Egipto. La Kabbalah nos dice que toda esta historia es un código, es una historia encubierta de transformación espiritual individual. Egipto se refiere al ego humano, el más antiguo esclavizador en la historia. Cualquier aspecto de nuestra naturaleza que nos controle es Egipto, que denota las trampas seductoras del mundo material.

En el momento en que nuestro camino espiritual se torna desafiante o incómodo para el ego, anhelamos regresar a nuestro propio Egipto personal: al nivel inferior de ser al que nos hemos acostumbrado.
El camino a la transformación requiere auto conocimiento y responsabilidad personal. Esto no es fácil, constantemente somos tentados para volver atrás. Escapar de la esclavitud espiritual significa liberarnos de la esclavitud de nuestro yo anterior.

Meditación
Percibimos el equilibrio y la armonía que llenan toda la Creación, especialmente en los momentos difíciles, retos y pruebas que debemos enfrentar durante nuestra vida.
Con el poder de este Nombre despertamos la fuerza para pasar todas las pruebas, para elevarnos a un nivel superior de ser, y para ganar la dicha y la realización que acompaña la verdadera transformación espiritual. Soltamos las cadenas del ego y logramos la libertad.

61 - Agua


El cuerpo de agua con mayor corrupción en el planeta no es un lago altamente contaminado. Es el cuerpo humano, el cual consiste en más del 65% de agua.

De acuerdo con la ciencia, el agua es la más misteriosa y menos comprendida sustancia en el Universo. De acuerdo con la Kabbalah, el agua es la Luz de Dios manifestada en el mundo físico. Por consiguiente, la contaminación del agua es una crisis tanto física como espiritual.

Cuando el agua en nuestros lagos y en nuestras células están manchadas con toxinas físicas y espirituales, nuestros sistemas inmunes personales y globales están debilitados peligrosamente.

El agua genuinamente pura tiene el poder de limpiar tanto física como espiritualmente. De la misma forma como el agua milagrosamente disuelve la suciedad del cuerpo físico, la esencia metafísica del agua disuelve la suciedad espiritual y la negatividad que hemos traído a nuestro cuerpo y a nuestra alma.

Los kabbalistas dicen que el agua puede sanar naturalmente, puede rejuvenecer y que contiene el secreto de la inmortalidad. Pero siglos de guerra, persecución y odio cobraron su precio. Así, el agua perdió su poder esencial.

Este Nombre ayuda a devolver toda agua a su estado original divino y puro.

Meditación
Purificamos las aguas de la Tierra y despertamos las fuerzas de sanación e inmortalidad.

62 - Padres educadores, no predicadores


El acto más grandioso que podemos efectuar en el mundo físico es ayudar a otro ser humano a descubrir el resplandor de la Luz. Ése es el verdadero propósito de ser padres.

Cuando compartimos las enseñanzas e instrumentos de la Kabbalah con nuestros hijos, una Luz impresionante es revelada en nuestras propias vidas, en las vidas de nuestra familia y alrededor del mundo.
Aunque participamos en traer a nuestros hijos al mundo, debemos recordar que ellos no son nuestros, sino que son donaciones dadas a nosotros por el Creador a fin de darnos la oportunidad de compartir, crecer y volvernos personas más amables y tolerantes. Nuestros hijos nos dan la oportunidad para ser la Luz y para esparcir la Luz. Necesitamos convertirnos en maestros sabios, no en predicadores gritones.

En vez de tratar de predicar la verdad, o de legislar la sabiduría, la gente iluminada sabe que debe vivir la verdad. Una persona que ha sido tocada por la Luz sabe de forma innata que él o ella debe convertirse en la personificación de su poder. Como velas debemos permitir que el resplandor de nuestros pensamientos y acciones entusiasme e ilumine a nuestros hijos. Así, los cambios en nuestras propias vidas se vuelven ejemplos para ellos e inspiraciones a seguir.

Meditación
Deseemos compartir esta sabiduría de forma amorosa, respetuosa y desinteresada con nuestros hijos.
El predicador dentro de nosotros es silenciado. El maestro dentro de nosotros resplandece a través de todas nuestras acciones.

63 - Apreciación


Tenemos tantas bendiciones en nuestras vidas que llenan nuestra existencia. Pero no estamos conscientes de estos tesoros espirituales porque nuestra satisfacción nos lleva a la complacencia. Damos por hecho cosas importantes. En consecuencia, debemos perder algo a fin de despertar nuestro deseo por ello. La Luz quiere darnos todo, pero nosotros tenemos que tener el deseo de recibirlo.

Cuando experimentamos el dolor de perder algo cercano a nuestro corazón, un deseo se despierta dentro de nosotros. Pero hay una forma mucho mejor de activar todos nuestros deseos de Luz sin necesidad de perder algo. Esto se llama apreciación. Cuando verdaderamente apreciamos cada cosa, sentimos que lo tenemos todo, y es ahí cuando en realidad nos es permitido tenerlo todo.

Meditación
Apreciación, gratitud, agradecimiento, estos nobles atributos son provocados por este Nombre. Infundidos con estos atributos, retenemos y disfrutamos todas las bendiciones y tesoros de nuestra vida.

64 - Proyectarse bajo una luz favorable


Con todas nuestras fechorías y pésimos rasgos de carácter, es en nuestro mejor interés cuando los demás sólo ven el lado bueno de nuestra alma. En el lenguaje cinematográfico esta meditación es el máximo "efecto de iluminación".

Revelar nuestro lado negativo atrae el mal de ojo. Nos convertimos en imanes del desprecio de la gente a nuestro alrededor. Invitamos a nuestras vidas sus juicios y toda esa energía destructiva rápidamente empieza a causar estragos.

Cuando damos a la gente razones para enfocarse en nuestro lado bueno, evitamos sus influencias negativas y todos los efectos dañinos laterales que pueden traer. Cuando hacemos el esfuerzo por ver más allá de las imperfecciones de los demás, engrandecemos diez veces el poder de este Nombre.

Meditación
Nuestro propio ser es encendido de manera hermosa, bañado con el resplandor del Creador; así todo el mundo a nuestro alrededor ve los aspectos positivos y hermosos de nuestro ser, en vez de la imagen distorsionada y oscura proyectada por el ego.

65 - Temor de Dios


Temor de Dios no se refiere a la noción religiosa del Creador que castiga y premia. La Luz del Creador es una fuerza positiva perfecta, una infinita energía espiritual cuyos únicos atributos son el compartir y el amor infinitos.

Temor de Dios se refiere a la comprensión íntima de cómo nuestro universo está "cableado". Por ejemplo: tratar mal a una persona es como poner nuestro dedo en un enchufe eléctrico. Esta es una causa que nos lleva a un efecto definido y doloroso, pero no es la energía eléctrica la que necesita ser temida, es el acto que nos lleva a entrar peligrosamente en contacto con ella.

Temor de Dios significa ver las futuras consecuencias de nuestras acciones presentes. Por ejemplo: si pudiéramos prever las consecuencias negativas unidas a nuestro comportamiento irrespetuoso, nuestra visión a largo plazo nos llevaría a contenernos. Nuestra decisión no estará motivada por temores morales o religiosos. Estará basada en algo mucho más persuasivo: nuestro propio interés. Ese poder perspicaz viene a nosotros a través de este Nombre.

Meditación
El conocimiento de la chispa divina en cada persona es despertada en nuestro corazón. Nos volvemos más sabios en las maneras del mundo. Percibimos las repercusiones unidas a cada palabra y acción nuestras, y sabemos que los actos de compartir con otros son siempre en nuestro mejor interés.

66 - Responsabilidad


La vida a menudo nos hiere, de seguro, pero tenemos dos opciones: aferrarnos a nuestro dolor y revolcarnos en la autocompasión, o acelerar nuestro proceso de sanación y rápidamente escalar a un nuevo nivel de satisfacción y entendimiento.

La mayoría de nosotros nos consideramos víctimas cuando otros nos hacen algo malo o cuando las circunstancias se vuelven caóticas de repente. Pero cualquier mal hecho a nosotros y cualquier confusión que confrontemos es resultado de una acción negativa que hemos cometido en alguna área de nuestras vidas. El daño es simplemente el juicio, el efecto de una causa que nosotros iniciamos. Esto es difícil de admitir y de aceptar.

Si nos permitimos ser consumidos por sentimientos de revancha o victimización, perdemos una oportunidad de detener nuestro comportamiento reactivo, de alzarnos sobre nuestros problemas y de retomar el control de nuestras vidas. Pero cuando aceptamos el juicio, éste pasa rápidamente. Cuando nos desprendemos de la autocompasión y el horroroso síndrome de "yo soy la víctima", nos desprendemos de nuestro dolor en ese mismo instante.

Meditación
Con estas letras, los impulsos hacia la autocompasión, represalias y venganza desaparecen. Vemos que una "mentalidad de víctima" es la base de esos sentimientos y la reemplazamos con el entendimiento de que somos los creadores de nuestras propias circunstancias. Sabemos que lo que hemos creado lo podemos cambiar.

67 - Grandes expectativas


Cuando esperas el mundo de tus amigos, tu familia o la vida y no recibes nada, puedes invocar este Nombre para recibir respuestas. Nuestras acciones más positivas con frecuencia no son premiadas en largos períodos de tiempo. La Kabbalah enseña que esto es para dejar un espacio para que brille nuestro libre albedrío. Dentro de ese espacio "grandes expectativas" nos retan, "pruebas de fe" nos confrontan. Esperamos un retorno rápido de nuestras inversiones espirituales, pero cuando el tiempo las demora, nos volvemos dudosos, profundamente decepcionados, desesperanzados y desvalidos.

Tenemos libre albedrío para elevarnos sobre esas nubes de melancolía y condena. Ejercitando este libre albedrío podemos verdaderamente ganar nuestra buena fortuna. A veces esto puede ser una tarea extremadamente difícil. Una gran expectativa es un adversario formidable.

La clave para la satisfacción es simplemente alejar nuestra concentración de los resultados y expectativas. En cambio nos enfocamos en resistir nuestros impulsos reactivos, que no son más que respuestas robotizadas ante una situación dada. En el momento que resistimos la expectativa, hemos ejercitado el rasgo sagrado del libre albedrío.

El ego ya no tiene control, nosotros lo tenemos. Esto abre una amplia puerta a todas las posibilidades.

Meditación
Meditando sobre este nombre ganamos control sobre el poder del tiempo en nuestra vida. En lugar de estar constantemente pidiendo más al mañana, apreciamos lo que tenemos y lo que somos ahora mismo. Las expectativas falsas y egoístas son eliminadas.

68 - Contactar a las almas que partieron


La muerte es una falsedad. Las almas de nuestros seres queridos que se marcharon continúan viviendo en una realidad mucho más auténtica que nuestro mundo ilusorio. A través de este Nombre hacemos contacto con las almas de familiares y amigos que han pasado.

El alma humana continúa elevándose a niveles superiores de existencia después que deja este plano. Esta ascensión a veces puede ser difícil si un alma ha acumulado equipaje indeseable como resultado de su comportamiento reactivo durante su vida.

A través de este Nombre ayudamos a elevar las almas de nuestros seres queridos de manera placentera y apacible. También recibimos consejos y mensajes de aquellos que continúan irradiando su amor por nosotros en los mundos superiores.

Meditación
Evoquemos la memoria de seres queridos que han pasado de esta vida.Vamos a rodearlos con la Luz de este Nombre. Meditemos para elevar sus almas a niveles siempre más altos en los mundos espirituales. Abrámonos a recibir su guía y apoyo.

69 - Perdido y encontrado


Hay momentos en que nos encontramos fuera de curso en el viaje de la vida. Nos sentimos perdidos, desconcertados, confundidos. La vida se torna un interminable laberinto y no sabemos que vía tomar.

Meditación
Con este Nombre como nuestra brújula, el camino hacia nuestro hogar espiritual es iluminado. Recuperamos nuestra orientación. Con cada paso que damos y con cada momento que pasa, sentimos comodidad, confianza y un sentido más fuerte de dirección.

70 - Reconoce el designio bajo el desorden


No hay casualidades en la vida. No hay encuentros fortuitos. No hay sorpresas al azar. Así que cuando sentimos que nuestro mundo está averiado y solo queremos gritar, este Nombre es nuestra vía rápida a la estructura y a la serenidad.

Ni una sola brizna de hierba crece sin la dirección de un poder superior. Como una computadora inmensa, la Luz del Creador procesa, calcula y contabiliza todo a través de la Ley de Causa y Efecto.

Cuando reaccionamos negativamente al aparentemente repentino caos de la vida, negamos el plan y propósito fundamental de la Creación. Nuestra actitud prolonga la locura. Pero en el momento en que reconocemos y aceptamos las dificultades y todas las circunstancias caóticas como oportunidades para elevarnos espiritualmente, el dolor y la duda desaparecen rápidamente. Nosotros solos determinamos la velocidad con la cual nuestra confusión y dolor pasan.

Date cuenta de que el ego tratará constantemente de reducir la marcha de este proceso a un perezoso paso de tortuga, escondiendo el orden y la causa del caos frente a nuestros ojos.

Meditación
Cuando nos encontramos abrumados por sentimientos de duda o pánico, o con pensamientos de perdición, estas letras revelan el orden que subyace tras el caos. Somos iluminados con el plan maestro del Creador, ya que incumbe a nuestro propósito en este mundo y a los problemas que encaramos.

71 - Profecía y universos paralelos


Un profeta no es alguien que ve un futuro predestinado. En realidad, no hay futuro predestinado, porque tenemos la habilidad de recrear el futuro a cada momento. Allí reside el propósito de este Nombre.
Hay incontables futuros, los cuales existen todos al mismo tiempo. Los antiguos kabbalistas y los físicos contemporáneos concuerdan en que los universos paralelos son una realidad.

De acuerdo con los físicos, en el momento en que tomamos una decisión, el Universo se divide y nuestra decisión alternativa y el destino se ramifican en otra realidad.

De acuerdo con a Kabbalah, los universos paralelos crecen progresivamente con más orden, alcanzando finalmente un mundo de paraíso, felicidad y vida interminable.

Sin embargo, nuestro propio comportamiento determina en qué universo entramos. Las reacciones guiadas por el ego nos mantienen prisioneros de un universo de caos. Pero en el momento en que nos resistimos a nuestras respuestas reactivas, damos un salto cuántico a una realidad completamente diferente. Cada nuevo universo muestra una versión más satisfactoria de nuestras vidas. Al reconocer las oportunidades para terminar con el comportamiento reactivo, egocéntrico, literalmente nos movemos de un mundo a otro.

Profecía es la habilidad de detectar esas oportunidades. Profecía es ver el futuro en nuestras acciones presentes, ver las consecuencias de la reactividad versus la vasta recompensa que trae el comportamiento proactivo.

Meditación
El poder de la profesia nos ha sido concedido. Con nuestra conciencia elevada y conocimiento aumentado, tenemos el poder para entrar a un nuevo universo de transformación y Luz.

72 - Purificación espiritual


Todos venimos a este mundo con defectos espirituales que necesitan ser corregidos. Estas imperfecciones se han acumulado de vidas anteriores, y no podemos alejarnos de sus influencias negativas hasta que son corregidas.

Algunas veces nos falta el coraje emocional y la fuerza espiritual para corregir todos nuestros defectos. Nuestros egos usan muchas tácticas en contra de nuestros mejores intereses. Una de las tácticas más potentes es el cinismo: el sentido que nada, excepto el caos, debería siquiera ser pensado por un ser humano inteligente. Este es un escape conveniente para no hacer el trabajo duro de la transformación espiritual. Nos permite vernos como víctimas eternas sin culpa, en lugar de seres que son completamente responsables del estado de sus propias vidas.

Hay dos maneras de purificarse en la vida: dolor y transformación espiritual proactiva. El camino del dolor hiere nuestro cuerpo, nuestra salud, nuestras finanzas, nuestras vidas personales. Cuando experimentamos enfermedad o salud pobre, si perdemos un negocio o caemos en bancarrota, si un matrimonio se rompe o si hay dolor en los corazones de los hijos, todo esto se considera purificación espiritual.

El camino de la transformación espiritual proactiva sólo hiere al ego. Este Nombre se enfoca en el ego, permitiéndonos purificar y reparar iniquidades pasadas de una manera misericordiosa.

Meditación
Meditando sobre estas letras, oprimimos las teclas de "retroceso" y "borrado" en nuestro video espiritual. Somos purificados en nuestra vida presente corrigiendo nuestras transgresiones de vidas pasadas. Este Nombre también purifica nuestro ambiente físico de impurezas espirituales.

Sonidos Sanadores
Gracias a la tecnología cabalística hemos descifrado las ondas sonoras de los cabalísticos 72 nombres de dios. Los sonidos despiertan en nosotros el poder de rehacer nuestro ADN para eliminar el estrés, para deshacerse de las adicciones, para sanarnos a nosotros mismos y a los demás. Los sonidos de este disco nos ayudan a despertar el sanador interior. Esta es la primera vez que utiliza la tecnología informática para poner estos sonidos curativos  a nuestra disposición. Está en la comprensión de cómo el sonido afecta huesos,  sangre, terminaciones nerviosas y tejidos. La tecnología cabalística de curación por el sonido evocan los estados del cerebro y la homeostasis sistemática, donde se cree que el cuerpo puede curarse y restaurarse sí mismo. Ellos llenarán su día con  luz

Cada una de estas 72 pistas de solo 1 minuto posee un fin específico que tienen que buscar en el artículo.


71-Prophecy.mp3 
72-Spiritualy-Purified.mp3

Muchas gracias a Tahíta por el material. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Copyright © 2011 El Secreto, la Ley de Atracción All Right Reserved | Design by Ay Caramba!